La CGT define su cupo femenino y avanza en el armado de nueva jefatura

Se consolida la idea de un nuevo triunvirato integrado por Daer, Pablo Moyano y Antonio Caló. Habrá debate sobre las posibilidades electorales del oficialismo.

La CGT reunirá hoy su conducción para definir la modalidad de incorporación del cupo femenino en el congreso de renovación de autoridades pautado para el 11 de noviembre. También avanzará en el debate interno por la definición de un nuevo liderazgo que, por ahora, se encamina a consagrar a Héctor Daer, Pablo Moyano y Antonio Caló como futuro triunvirato, tal como anticipó este diario. Parte de la discusión hoy será por el rol que tendrá el sector de Luis Barrionuevo, que en 2016 encaramó a Carlos Acuña como uno de los secretarios generales hasta la actualidad.

La reunión de Consejo Directivo de la CGT arrancará a las 14 en la sede de Azopardo, donde hace pocas semanas se reanudaron los encuentros presenciales discontinuados por la pandemia. También se charlará sobre la dimensión política: tanto la derrota electoral del Frente de Todos en las PASO como las alternativas del oficialismo para las generales del 14 de noviembre, así como el resultado de la masiva movilización que llevó a cabo la central obrera el 18 de octubre en conmemoración del Día de la Lealtad peronista.

La organización, que venía golpeada por un cierre de listas del oficialismo que la marginó casi por completo, encontró un reverdecer tras el revés electoral en el rediseño de gestión llevado a cabo por Alberto Fernández, que incluyó una consideración puntual y personal hacia la dirigencia más tradicional –en desmedro de otras expresiones sindicales más afines a Cristina de Kirchner- y el nombramiento en la Jefatura de Gabinete de Juan Manzur, con quien la sintonía del sector es plena.

Además, en septiembre logró hacerse de la primera parte de los 11.400 millones de pesos que el jefe de Estado les había prometido a los gremios como aporte extraordinario del Tesoro para compensarles a las obras sociales los gastos extra por servicios a sus afiliados discapacitados durante la pandemia. Como reveló este diario, un ajuste del Presupuesto 2021 les destinó a esas prestadoras 7.000 millones de pesos y el remanente, también garantizado, deberá aguardar a enero para evitar complicaciones administrativas.

Alivios

Con esos alivios y un resultado contundente en la movilización del 18 de octubre la CGT llegará hoy al debate interno fortalecida. También esas condiciones terminaron por ratificar la necesidad de todos los sectores de abordar en unidad el Congreso del 11-N. En el orden del día del Consejo Directivo figura el armado, ese mismo día, de un Congreso Extraordinario previo que tendrá como objetivo central votar el cambio estatutario para facilitar el arribo de mujeres al Consejo Directivo. Será mediante la duplicación de los cargos actuales de modo tal de obligar a cada sindicato que obtenga esas sillas a ubicar allí a un hombre y a una mujer sin distingo de responsabilidad.

Así, con la excepción de la Secretaría General (por ahora con tres nominados para el cargo), la Adjunta y la Tesorería, la treintena de sillas restantes en el Consejo Directivo pasará a tener más de 60 titulares con paridad de género. Se trata de la ingeniería que halló la CGT para satisfacer el pedido de Alberto Fernández (y de foros como la Organización Internacional del Trabajo) de adecuar sus estructuras a la necesidad de una participación plena de las mujeres.

Otro cambio que sobrevendrá con la nueva jefatura será la incorporación al Consejo Directivo de la CGT de un Observatorio de Políticas Sociales que permitirá, por primera vez en 90 años de historia, la participación por derecho propio en los debates de las organizaciones piqueteras. Allí habrá representantes de la Unión de Trabajadores de la Economía Popular (UTEP), la central de movimientos sociales afín al Gobierno, con capacidad de intervenir en los debates pero sin voto.

Nominación

Anoche circulaba un primer borrador del futuro Consejo Directivo que tenía como integrantes, además del trío Daer-Moyano-Caló a otros referentes a continuación: Andrés Rodríguez (estatales, UPCN) seguiría como adjunto y Gerardo Martínez, como secretario de Relaciones Internacionales, en tanto que para los siguientes cargos de importancia estaba previsto que un dirigente cercano al camionero se quedaría con la silla de Gremiales y que uno nominado por el metalúrgico lo haría con la de Interior. En ese entramado todavía no aparecen definiciones respecto del lugar para el espacio de Barrionuevo, la antes conocida como CGT Azul y Blanca, que arrancó años atrás como una vertiente interna que llegó a nuclear una treintena de gremios pero que en los últimos tiempos languideció hasta ser un núcleo reducido con el gastronómico como único referente de peso.

 155 total views,  2 views today

Deja una respuesta

Next Post

Elecciones 2021: CNE recordó que pueden votar quienes no sufragaron en las PASO

Desde la Cámara Nacional Electoral aclararon que quienes no participaron de las primarias «deberán justificar la no emisión del voto» para no ser obligados en […]
error: Content is protected !!
A %d blogueros les gusta esto: