Reelecciones indefinidas: rigen los cambios que habilitan un mandato más a intendentes

La Voz Del Quequen

La norma fue modificada por un acuerdo entre parte del oficialismo y la oposición en la Legislatura bonaerense. Además, quedó oficializada la “cláusula cerrojo”.

El gobierno de Axel Kicillof reglamentó a través de su publicación en el Boletín Oficial del distrito los cambios introducidos a la ley que limita los mandatos de los intendenteslegisladoresconcejales y consejeros escolares de la provincia de Buenos Aires, y de este modo habrá revancha en 2023 para muchos de los que no podrían haberse presentado sin modificar la norma sancionada en 2016.

Los cambios a la ley 15.315 fueron sancionados el 28 de diciembre pasado a través de un acuerdo entre las bancadas mayoritarias del Frente de Todos y de Juntos en la Legislatura bonaerense, en un debate parlamentario que generó tensiones al interior de todos los espacios políticos pero que se terminó imponiendo. Los que resistieron las modificaciones fueron el massismo, el vidalismo, la izquierda y los libertarios.

“Los mandatos de intendentesconcejalesconsejeros escolaresdiputados y senadores que se hayan iniciado como resultado de las elecciones del año 2017 y 2019 serán considerados como primer período a los efectos de la aplicación de la presente ley”, plantea el texto que fue sancionado por con la mayoría de los votos del parlamento bonaerense y reglamentado por estas horas.

Así un centenar de intendentes que veían amenazada su reelección podrán volver a presentarse en los comicios ejecutivos de 2023. En el caso de los mandatos que se hubieren iniciado como resultado de las elecciones del 2021 la normativa establece que “se computará como primer período sólo en el caso que no haya ejercido un mandato inmediato anterior”.

Como parte de las negociaciones, la ley que limita las reelecciones indefinidas incorporó una “cláusula cerrojo” que determina que los jefes comunalessenadoresdiputadosediles y consejeros escolares solo podrán ser reelectos por un período consecutivo, aun cuando en el segundo mandato hayan estado a cargo de manera parcial.

La norma fija que los funcionarios “si han sido reelectos no podrán ser elegidos en el mismo cargo, sino con intervalo de un período” y se aclara que “quedan comprendidos en la prohibición todos aquellos que hayan asumido su cargo por un segundo periodo sin importar que el mismo haya sido ejercido total o parcialmente“.

La “cláusula cerrojo” se incluyó para evitar el atajo que había dejado plasmado la ex gobernadora María Eugenia Vidal en el decreto reglamentario de la norma. En concreto la ahora diputada nacional por la Ciudad de Buenos Aires había definido que “un período” durara dos y no cuatro años, con lo cual habilitó las “reelecciones indefinidas cada seis años”.

Justamente, muchos alcaldes de la provincia de Buenos Aires habían tomado ese camino para saltearse las prohibiciones de la ley. En concreto, fueron más de una veintena de intendentes bonaerenses los que habían aprovechado ese atajo pidiendo licencia antes de llegar al segundo período del segundo mandato, jugada que les permitiría volver a presentarse en 2023, burlándose de la ley que limita las reelecciones indefinidas.

Reelecciones indefinidas: debate y advertencias

La ley 14.836 sancionada en la Legislatura bonaerense en 2016 durante el gobierno de María Eugenia Vidal limitó a dos mandatos consecutivos la posibilidad de reelecciones, pero tomó como inicio el mandato que los intendentes estaban cumpliendo a partir de 2015. Ello generó infinidad de consultas judiciales en las que se pedía aclarar, interpretar o, directamente, suspender la norma.

Las críticas de los intendentes del oficialismo y de la oposición se relacionaban con la afectación de “derechos adquiridos” a través del criterio de “retroactividad” que planteaba la norma que limita las reelecciones indefinidas. Finalmente esos cuestionamientos se impusieron, hubo consenso político y la ley fue modificada para habilitar otro mandato en 2023.

Sin embargo, fueron muchos los legisladores que advirtieron que los cambios a la ley que limita las reelecciones indefinidas dejaban abierta nuevas “trampas” para volver a tener este mismo debate en las elecciones de 2017. Para eso todavía faltan unos años, mientras tanto en 2023 habrá piedra libre para los intendentes.

 43 total views,  1 views today

Deja una respuesta

Next Post

Paritarias estatales bonaerenses: reclaman iniciar la discusión salarial

ATE solicitó formalmente al Ministerio de Trabajo bonaerense la convocatoria a la mesa paritaria de la ley 10.430 correspondientes al 2022. Los gremios que nuclean […]
error: Content is protected !!