Amplio repudio del arco político local al ataque sufrido por la vicepresidenta de la Nación

El día después a la noche del terror en Recoleta, con el intento de magnicidio de la vicepresidenta de la Nación, Cristina Fernández de Kirchner, que derivó en un decreto presidencial que estableció el feriado nacional de este viernes 2 de septiembre, voces del peronismo local pero también de sectores opositores se juntaron para condenar la acción del brasileño de 35 años, Fernando Andre Sabag montiel, e intentar poner las barbas en remojo con un mensaje conciliador.

En “Voces de la Ciudad”, el periodista Jorge Gómez habló sobre el tema con la concejal de la Unión Cívica Radical, Felicitas Cabretón; el presidente del Honorable Concejo Deliberante, Guillermo Sánchez; el presidente del Partido Justicialista local, Marcelo Rivero; y el concejal del Frente de Todos y gremialista, Rafael Iácono.

En primer término, Felicitas Cabretón afirmó que “en lo personal lo siento como un día profundamente triste, la situación que viene viviendo Argentina con la crisis económica e institucional muestra que la dirigencia política no ha logrado tomar dimensión de lo que se viene generando de hace muchos meses. Hay una situación de fuerte irritabilidad de la gente y un caldo de cultivo muy latente, y tanto del lado del oficialismo como de la oposición lo único que se ha promovido es más odio, más grieta y más confrontación”.

“También es muy preocupante que aún con la gravedad del hecho del intento de asesinato de la vicepresidenta de la Nación, las declaraciones posteriores tanto del oficialismo del Gobierno como algunos de la oposición no contribuye no sólo a que se tome dimensión de lo que podríamos estar viviendo hoy, sino que no dimensionan que si no se ponen a trabajar en lo que realmente necesitan los argentinos, no se va a poder llevar paz a la sociedad, y es preocupante también que es muy grande el descreimiento de la gente de que la dirigencia política va a poder sacar adelante el país. No hay esperanza en los gobernantes”.

A su turno, Guillermo Sánchez manifestó: “Uno puede pensar de una manera u otra, enojarse y discutir, pero estas cosas ya no pueden suceder más, y tiene que ser un aprendizaje para lo que viene. Los discursos políticos violentos de uno u otro lado, o de todos los sectores ya no van más”, y agregó: “En nuestra ciudad gracias a Dios vivimos en un paraíso, y los niveles de discusión nunca llegan a un poco de violencia. No entra en la cabeza de nadie que volvamos a estas situaciones del pasado, acá no hay cuestiones partidarias. Nada justifica un hecho así, pero tampoco debe suceder la violencia verbal con que se expresan los dirigentes nacionales. En ese nivel tienen una verborragia violenta que ya no va más y los argentinos queremos trabajar todos los días, que haya trabajo, educación y seguridad para vivir mejor, no hay otra explicación para la política argentina”.

Por su parte, el “Chelo” Rivero señaló que “lo de anoche fue un hecho gravísimo y va dirigido no solamente contra la figura de la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner, sino también contra los millones que ella representa y el sistema democrático, porque uno no puede dejar de imaginar las consecuencias si esos dos intentos de disparo y asesinato hubiesen tenido éxito. Merece la condena de todos, independientemente de los sectores políticos o sociales a los que pertenezcamos, y merece la condena del ciudadano común porque todos queremos vivir en libertad, y significa que tenemos que aprender a respetar al que piensa diferente y que nunca la violencia llevada al extremo como en este caso puede hacer acallar el pensamiento de una persona o de millones. Aquellos que todos los días pregonan el odio y la descalificación personal como una forma de metodología política, tienen que aprender que nunca se puede atentar contra la vida del otro”.

Finalmente, Iácono reflexionó que “me parece totalmente una locura que esté pasando esto, sabemos de todo el daño que le están haciendo a este gobierno con los medios de comunicación, que generan violencia. Me parece que la mejor forma de solucionar todo esto que está pasando es a través del diálogo, sentarse a debatir y generar proyectos, no de esta manera de ir con un arma y tratar de matar a la vicepresidenta o a cualquier ciudadano, no es la forma. Le puede pasar a cualquier dirigente así que me parece que hay que bajar un cambio y sentarse a dialogar lo mejor posible, porque esta manera no te lleva a ningún lado y genera todavía más violencia”.

 848 total views,  5 views today

Deja una respuesta

Next Post

 Acuerdo entre el municipio y el sindicato de fleteros

Luego de varios días de asperezas y conflictos, parece que hay acuerdo con los transportistas. Exigencias sobre El Chiquero. En la tarde de este jueves, […]
error: Content is protected !!
A %d blogueros les gusta esto: