Un cartero se convirtió en héroe al rescatar a dos perros que se ahogaban en una piscina

Colin Mitchell, un repartidor de la empresa de correspondencia UPS, se convirtió en repentino héroe luego de salvar a dos perros que se ahogaban dentro de una piscina.

El hombre cumplía con su habitual labor, cuando una emergencia lo colocó frente a una inesperada disyuntiva que no lo hizo dudar demasiado y lo llevó a rescatar a las dos mascotas.

Contó la “realidad” de vivir en Estados Unidos y derribó las ilusiones de muchos: “Bájense de las nubes”

Era un día de trabajo común, Colin arribó a la casa de Jeff y Rebecca Marra en Ireton, Iowa, ubicada muy cerca de la frontera con Dakota del Sur. Dejó los paquetes en una mesa que estaba en el patio delantero de la casa, cuando de pronto se percató de que dos animalitos luchaban por salir de una piscina. Colin aseguró para Fox 56 que lo que vio no pintaba nada bien.

Al fondo de la propiedad había una piscina tipo tanque australiano, de las que se colocan sobre el suelo, por lo que era aún más complicado para las mascotas salir de allí. El repartidor comenzó a llamar a la puerta de la vivienda con la esperanza de que los dueños salieran a recoger a sus mascotas, pero no obtuvo respuesta.

“¿Tus perros saben nadar?”, preguntó angustiado, pero después de algunos minutos constató que realmente no había nadie en el domicilio. En ese instante solo algo cruzó por su mente: “Pensé en mi perro”. En efecto, al también ser dueño de un can, creyó que salvarles la vida a los mejores amigos de otra familia sería lo único que podía hacer.

Su corazón se estremeció y en cuestión de segundos ya se había quitado tanto los calcetines como los zapatos para entrar al agua. “Cuando me acerqué a la piscina, pude ver a un perro colgando de un costado dentro de la piscina y a otro en la cubierta”, recordó Mitchell al mismo medio citado.

Tiene 24 años, se hizo millonario en dos con una particular estrategia en la Bolsa y ahora comparte sus claves

Primero sacó a Groot, el perro más pequeño, pero se encontró con una verdadera dificultad al tomar a Remy, ya que era un animal de aproximadamente 41 kilogramos. “Tuve que agarrarlo bien porque, la primera vez que estaba de rodillas, no pude sacarlo… Tenía que asegurarme de sacarlo la segunda vez. No quería que nadara de un lado a otro un montón de veces”, añadió el trabajador de UPS.

El agradecimiento de los dueños de casa

Después de haberlos sacado se retiró a continuar con su trabajo, pero al día siguiente quiso asegurarse de que los canes que había salvado sí se encontraban bien. Allí se encontró con los Marra, quienes estaban muy agradecidos por lo que hizo con sus mascotas.

La pareja reconoció que la presencia de Colin en ese instante fue crucial, ya que ellos tardaron en llegar a casa alrededor de otras tres horas. “Si no fuera por él, no tendríamos perros. No hay duda al respecto”, dijo Jeff Marra y Rebecca agregó: “Yo diría que es un héroe”.

Por otro lado, la familia aseguró que la única manera en la que los perros pudieron haber entrado a la piscina fue saltando la puerta, ya que siempre se mantenía cerrada.

 74 total views,  4 views today

Deja una respuesta

Next Post

Kokumi, la enigmática “sensación” que enriquece la percepción de las comidas y podría mejorar nuestra alimentación

Akira no sabe cómo explicarse. Balbucea algunas palabras, piensa, dice que puede ser “algo estacionado”, pero finalmente llega a una conclusión: “Es muy difícil verbalizar […]
error: Content is protected !!
A %d blogueros les gusta esto: