Tandil logró realizar el salame más largo del mundo

El récord del salame más largo del mundo volvió a ser de Tandil, en el marco de un nuevo festival «Chacinar 2022» que se realizó este fin de semana.

Una vez más, la localidad bonaerense de Tandil se consagró con el récord del salame más largo del mundo que llegó a medir 183,40 metros. El récord mundial se dio en el marco del festival «Chacinar 2022», que formó parte de los festivales y fiestas que se realizaron este fin de semana en la provincia de Buenos Aires.

El salame de Tandil cuenta con la primera Denominación de Origen del país para un alimento agroindustrial, obtenida en 2011. El salame más largo del mundo de Tandil se realizó a base de carne de cerdo condimentada bajo estrictos cánones que exige la denominación de origen certificada (DOT).

El evento se realizó el sábado 5 y domingo 6 de noviembre y, como todos los años, contó con fogones, foodtrucks, feria y espectáculos para toda la familia. Además, se concentraron especialmente en recuperar el récord mundial tras haber sido desbancada por las localidades de San Andrés de Giles y Oncativo.

Ambas desplazaron a la localidad serrana de su marca, tras haber logrado un salame de 138 metros San Andrés de Giles, y 150 metros Oncativo. «Rumbo al Bicentenario cumplimos un nuevo récord», expresaron en la página oficial de Instagram. Fue la escribana Marcela Lorea quien siguió rigurosamente la medición, y la certificó.

¿Qué harán con el salame más largo del mundo?

Según explicaron, el objetivo de cumplir este récord es mostrar el trabajo y la perseverancia qué hay detrás de este alimento. Por ello es que se formó un consejo, integrado por 5 familias productoras, que impulsó esta actividad desde 2011.

Mariano Frías, vocero del consejo de la Denominación de Origen salame de Tandil, explicó que lo lograron “gracias al trabajo de cada uno de los eslabones productivos de la cadena del cerdo que apuestan a seguir produciendo y derramando valor agregado en nuestra ciudad maravillosa”.

Los 183 metros de salame, serán repartidos entre restaurantes, hoteles y comercios «para ser degustado por los turistas que lleguen a Tandil. De esta manera seguiremos invirtiendo en el crecimiento de este destino turístico que funciona permanentemente, todo el año”, agregó.

Por otro lado, Pablo Cagnoli, miembro del Consejo de Productores manifestó en un comunicado que “se busca proteger un producto genuino e histórico de la región. El clima, las pasturas y el ganado de la zona son claves para la obtención del sabor que distingue a este producto en el mundo y que se ha convertido en un clásico de las picadas de los argentinos, cuyo consumo crece día tras día”.

 476 total views,  1 views today

Deja una respuesta

Next Post

El vecinalismo se rearma y diseña un plan de escape a la polarización

En Olavarría, el vecinalismo bonaerense sentó las bases de su programa electoral para el 2023. Municipalismo, territorio y el arte de «la buena política». Evitar […]
error: Content is protected !!