Cambio radical. Cómo será la transformación de Newman, San Juan el Precursor y Santa Inés hacia sistemas mixtos o coeducativos

Tendrán que modificar los uniformes, remodelar sus edificios y reacomodar la organización del colegio. También deberán lidiar, como ya lo vienen haciendo, con los debates internos que necesariamente surgen durante el proceso de cambio de modalidad educativa. La incorporación de mujeres en el Newman y la unión de los colegios Santa Inés, de niñas, y San Juan el Precursor, de niños, no van a ser fáciles, adelantan algunos directivos, pero sí positivas. Y todas las fichas están puestas en el nuevo proyecto, que varía según la institución, pero que en todos los casos implica un cambio de paradigma.

“El proceso de fusión de dos colegios es muy complejo. Sería más fácil que el Santa Inés y el San Juan se hicieran mixtos individualmente, pero estamos convencidos de que la opción elegida es superadora”, afirman desde el Consejo de Integración de los dos establecimientos sanisidrenses, que a partir de 2023 y de manera escalonada comenzarán a unirse. “Las instituciones se complementan: una es experta en mujeres y la otra, experta en varones. Además, comparten más del 50% de sus familias”, suman.

Para construir el proyecto del nuevo colegio, cuyo nombre aún no está definido, el Consejo de Integración creó con el asesoramiento de especialistas nacionales e internacionales un nuevo sistema educativo llamado “mixto flexible”. No cuadra perfectamente dentro del esquema mixto ni tampoco dentro del diferenciado. En cambio, el colegio va a elegir qué modalidad seguir con cada curso de acuerdo a “las materias, el proyecto y las características propias de cada camada”. Entre otras cuestiones, la elección de modalidad va a depender de la cantidad de varones y de mujeres que haya en cada promoción. “Queríamos un cambio profundo y sólido que no sea rígido. Por eso, pensamos en un modelo más flexible que nos permita ambas cosas”, indican los voceros.

El Newman, en cambio, no habla de educación mixta, al menos no en primaria y en secundaria. Mientras que en su nuevo Kinder, varones y mujeres estudiarán juntos, al llegar a primaria, los alumnos serán divididos por sexo y ubicados en clases contiguas. “Teniendo en cuenta la importancia del enriquecimiento de los vínculos sociales entre niños y niñas, todos compartirán proyectos de determinadas áreas y actividades, tales como algunos recreos, convivencias, celebraciones especiales, etcétera…”, afirman fuentes del colegio. Y suman: “El objetivo es crear una sólida identidad de las alumnas mujeres en Newman”.

El Michael Ham de Vicente Lopez también se suma a la ola de cambios. A partir de 2023, el establecimiento educativo, tradicionalmente de mujeres, comenzará a recibir varones en su nuevo Kinder. La idea es que estos nuevos alumnos crezcan en el colegio hasta llegar a primaria y, posteriormente, a secundaria. Pero, en su caso, el cambio de modalidad no es tan drástico, dado que el colegio tiene una sede mixta en Nordelta.

En tanto, el Colegio del Salvador todavía no ha definido el futuro de su modalidad educativa, aunque sus directivos han confirmado a LA NACION que, luego de numerosas encuestas realizadas a su comunidad educativa sobre la posibilidad de incorporar alumnado femenino, actualmente la institución se encuentra en “un proceso de discernimiento sobre esta opción”.

¿Por qué ahora?

El San Juan el Precursor, cuyo antiguo edificio de secundaria está situado frente a la Catedral de San Isidro, funciona desde hace 66 años. El Santa Inés, ubicado a unas seis cuadras, abrió ocho años después. Y el Newman, que originalmente fue fundado en Capital, festejó este año su 75 aniversario. Los tres colegios son de los más antiguos de San Isidro y los únicos, junto al Buen Ayre, que aún no han incorporado alumnos de ambos sexos. Partiendo de ese dato, surge lógicamente la pregunta: ¿por qué ahora?

Según voceros de los dos colegios que se fusionan, una de las principales razones es la necesidad de facilitar la dinámica familiar de sus comunidades. Dicha necesidad se vio reflejada en las últimas encuestas realizadas por ambas instituciones. “Los dos colegios comparten más del 50 por ciento de sus familias. Hoy, la mayoría de las madres ya no se queda en su casa, sino que sale a trabajar. Entonces, las familias necesitan simplificar, llevar a sus hijos a un mismo colegio”, destacan los voceros consultados.

Los cambios también responden a un cambio de paradigma. “Creemos que hay un cambio de paradigma en la sociedad y en la educación. Y, así como en el momento de la fundación de ambos colegios se buscó una opción para las familias de esa época, hoy estamos buscando una opción para las familias de hoy. En su gran mayoría, actualmente los padres buscan colegios mixtos. Quieren que sus hijos varones se relacionen con mujeres, y viceversa”, suman.

Desde el Newman, en tanto, afirman que la transformación tiene como objetivo: “acompañar a los padres en la educación de toda la familia”. A su vez, ven la creación de su nuevo jardín de infantes como un gran hito pedagógico. Las niñas que ingresarán en 2023 a sala de tres, cuatro y cinco son 83 y representan el 40 por ciento del total del nivel inicial.

Para este colegio, los dos cambios -la incorporación de mujeres y la creación de un jardín de infantes- implican, a su vez, grandes modificaciones edilicias. El proyecto del Kinder, por ejemplo, conllevó la construcción de un nuevo edificio de 1911 metros cuadrados con ingreso por la calle Blanco Encalada. Mientras que el edificio donde funciona su nivel primario, que empezará a recibir mujeres de manera progresiva desde 2024, se irá ampliando con la llegada de nuevos alumnos y alumnas.

La integración del Santa Inés y el San Juan el Precursor también implica grandes cambios en la disposición del nivel inicial, el primario y el secundario. “Donde es hoy la primaria del San Juan, va a estar jardín y primaria. En el Santa Inés va a estar la secundaria. Y en la secundaria del San Juan, van a estar los talleres extracurriculares y los cursos”, adelantaron desde el Consejo.

¿Cómo se hará la integración gradual?

La integración de los dos colegios se hará de manera escalonada, siguiendo un esquema que terminó de trazarse este año. “En 2023, ambos colegios van a tener actividades curriculares y extracurriculares integradas en todos los niveles, pero no van a unirse físicamente. En 2024, se inicia el proceso de integración: el nivel inicial va a ser mixto; la primaria va a incorporar la modalidad ‘mixto flexible’ y la secundaria va a continuar teniendo actividades integradas, pero los varones y mujeres no van a compartir espacio físico. Los alumnos de secundaria se unirán en el mismo espacio a partir de 2025″, detallan desde el Consejo de Integración.

 27 total views,  1 views today

Deja una respuesta

Next Post

PedidosYa busca más de 500 repartidores en la Costa Atlántica

La plataforma líder de quick commerce del país busca ampliar un 50% el número de personas que prestan servicio de delivery en Mar del Plata, […]
error: Content is protected !!
A %d blogueros les gusta esto: