Guillermina Valdés con el Pollo Álvarez: Del azar que la llevó a Tinelli y su mayor inseguridad física a Santi Maratea

Joaquín El Pollo Álvarez debutó al frente de Casino Resort, un ciclo de encuentros con diferentes figuras vinculadas al mundo del espectáculo. Su primera entrevistada fue Guillermina Valdés, quien visitó el casino y se animó a jugar y a hablar de sus apuestas tanto en su vida profesional como en la personal.

“Primer programa. ¡Qué placer! Gracias”, destacó la actriz y modelo, quien aseguró que le cuesta “ser autorreferencial”. “Me parece una responsabilidad comunicar y hablar. Y hablar de uno mismo para mí es una responsabilidad”, sostuvo quien suele dudar en una primera instancia cuando la convocan para hacer una nota, pero luego, admite, se termina sintiendo cómoda.

Se describió como una emprendedora y contó que evita usar la palabra empresaria a la hora de referirse al rol en su empresa de cosméticos y también en su línea de indumentaria. “Me cuesta la palabra empresaria, me parece grande. Emprendedora es alguien que todo el tiempo está en una situación dinámica, de construir, avanzar. Empresaria es algo establecido, emprender me parece un verbo en movimiento”, y se sinceró sobre sus exitosos negocios: “Yo me bajo el precio porque tiendo a naturalizar un montón de logros”.

De igual forma, ratificó que le genera alegría y satisfacción estar al frente de sus emprendimientos. “Si usara ese mismo tiempo en otro tipo de trabajo ganaría mucha más plata porque tener una empresa es mucha responsabilidad, pero como hago cosas de calidad que me gustan, que me representan, eso para mí tiene un valor inalcanzable, así que voy por ahí”, enfatizó.

“¿Confiás en el país? ¿Apostás”?, quiso saber el Pollo Álvarez trayendo a colación el programa que conduce. “Siempre hay que confiar. Yo no soy apolítica, soy apartidaria. Soy política, tengo pensamiento propio y puedo opinar. Uno tiende a pensar que las cosas van a estar mejor, sobre todo cuando uno está tan mal”.

«No estoy desesperada, soy re enamoradiza. Sí sé estar sola, no estoy buscando, si se da, se da. A mí la vida vincular me parece muy interesante. Uno aprende mucho de los vínculos, sobre todo porque los entiendo como un espejo», le confesó Guillermina a El Pollo (Gustavo Gavotti) (Gustavo Gavotti/)

Además, contó que tiene tres propuestas laborales para la próxima temporada de verano: una es para realizar teatro en Mar del Plata, y también la convocaron para encabezar dos obras en Uruguay, y para hacer radio.

En otro tramo de la entrevista, la actriz reveló que lleva poco más un año de soltería, desde que se separó de Marcelo Tinelli, y que es su tiempo máximo sin pareja: desde sus 14 a sus 19, durante cuatro años y medio, tuvo a su primer novio, un joven oriundo de Necochea. “De los 19 a los 20 un poquito sola”, detalló. Y antes de cumplir los 21 inició su relación con Sebastián Ortega hasta los 35 años.

Siete meses después comenzó su relación con Marcelo Tinelli, hasta los 45. “No estoy desesperada, soy re enamoradiza. Sí sé estar sola, no estoy buscando, si se da, se da. A mí la vida vincular me parece muy interesante. Uno aprende mucho de los vínculos, sobre todo porque los entiendo como un espejo, un aprendizaje que tiene que ver con reconocer cuestiones propias en el otro. Y creo que eso te la da la vida de pareja”, analizó.

Madre de Dante (22), Paloma (21), Helena (18) -de su pareja con Sebastián Ortega-, y de Lorenzo (9) -de su relación con Marcelo Tinelli-, Guillermina confesó que a sus hijos les afecta lo que dicen de ella. “Ellos se ponen mal. Un poco me dicen, y otro poco tienen la cabeza de no quedarse apegados a nada, son mucho más livianos que nosotros”.

Por su parte, contó que desde que dijo públicamente que los hombres no la contactaban a través de las redes sociales, comenzó a recibir mensajes. “No me escriben tanto -hizo la salvedad- Tengo amigas que no son conocidas y les escriben más a ellas que a mí. Será que uno está expuesto. No tengo idea”.

“¿Vos sos consciente de que con Santiago Maratea te abriste un público? Ahora te deben escribir más jóvenes”, le dijo el conductor y la entrevistada respondió: “Ya sé que bajó el rango etario, se notó”. Y asintió cuando El Pollo deslizó que “los pibes son más atrevidos”. “Tremendo. Siento que el pibe no tiene nada que perder. ‘Ya está, ¿qué me importa?’. Están livianos como mis hijos. Igual, no me escriben de la edad de mis hijos, eh. No, no, no”, aclaró.

Después contó, sin entrar en detalles, cómo fueron sus salidas con Santi Maratea: “Tuvimos un par de encuentros, es una re linda persona… él me enseñó sobre el valor de la intimidad, entonces me resultó extraño que se sepa…”

Cuando llegaron a la ruleta, El Pollo invitó la invitó a que eligiese sus números preferidos y le explicó los pasos a seguir: que él le haría una pregunta según la docena a la que correspondiera del número que saliera en la ruleta. La actriz escogió y desparramó las fichas según las fechas de su cumpleaños y los de sus hijos. La ruleta giró y se detuvo en el 17. De inmediato, Guillermina se lamentó y advirtió que estuvo a punto de apostar por ese número. ¿Por qué? “Porque es el número al que siempre juega el papá de mi hijo, y como es la única persona que acompañé jugar…”, dijo sobre Marcelo Tinelli.

El conductor dejó pasar esa primera ronda y volvió a hacer girar la ruleta. Una vez más volvió a salir el 17. “Acá están haciendo algo…”, bromeó la actriz y se dispuso a escuchar la pregunta del conductor: “¿Cuál es tu inseguridad más grande?”.

“Hay un montón emocionales que no te diría, pero mis pies”, respondió Valdés y se explayó: “Soy verdosa, flaca, huesuda, soy más verde, transparente, se me ven las venas, los huesos. No es un pie lindo”. Y recordó lo que le solía decir su abuela cuando era chica “y se hablaba más de los cuerpos”: “No tenés un pie de princesa, tenés un pie feíto”.

Para cerrar la ruleta, salió por tercera vez el 17 y Guillermina se agarró la cabeza entre risas.

Finalmente, contó que vio el debut del Bailando 2023 junto a su hijo Lorenzo, que no pudo estar presente en el estudio porque al día siguiente tenía que levantarse temprano para ir al colegio y el programa terminaría muy tarde. “Me puse contenta porque él (por Marcelo Tinelli) ama lo que hace. Saber que el papá de mi hijo está bien y está atravesando un buen momento profesional me pone muy feliz”.

Y se refirió a su actual vínculo, a un año y medio de haberse separado. “Está todo muy bien con él, nos tenemos mucho cariño, mucho afecto, estamos en un re lindo momento y eso está bueno, por Lolo, que es lo que nos une. Cuando uno tiene bien los valores y las prioridades en la vida, o por lo menos siento que está bueno, te ordena. Un hijo te invita a tener un vínculo de amor aunque se haya transformado en otra cosa”, concluyó Guillermina Valdés.

Mirá el programa completo:

 

Loading

Deja una respuesta

Next Post

Éstos son los requisitos para convertirte en guardia del Servicio de Protección Federal y ganar más de 11 mil pesos

La Secretaría del Trabajo cuenta con una vacante con un sueldo de más de 11 mil pesos Foto: Christin Klose/dpa (Christin Klose/) Las personas que […]
Éstos son los requisitos para convertirte en guardia del Servicio de Protección Federal y ganar más de 11 mil pesos
error: Content is protected !!